Photo-Credit_-AlgiKnit

Fashion for Good-Plug and Play Accelerator, organización sin ánimo de lucro que cuenta con socios como Adidas, C&A, Galeries Lafayette, Kering, Target y Zalando, apoyará a quince nuevas empresas cuyos productos y proyectos se han concebido con el fin de mejorar el futuro de la industria de la moda.

Fashion for Good nació con el objetivo de ayudar a financiar a empresas y emprendedores con ideas emergentes. En este sentido, el Apparel Acceleration Fund del organismo vehicula el acceso a la financiación, mientras que el Good Fashion Guide comparte la información con las empresas confeccionistas para facilitar su renovación.

Entre las empresas seleccionadas destacan las siguientes marcas y productos.

Algiknit, con sede en Nueva York, es una compañía de investigación en biomateriales que ha desarrollado un hilo biológico realizado con algas marinas que poseen abundante biopolímero, o macromoléculas presentes en los seres vivos, de alginato. El proceso de extrusión convierte la mezcla de biopolímero en una fibra que puede tricotarse o imprimirse en 3D. El hilo resulta biodegradable y se puede teñir con pigmentos naturales.

BioGlitz. Para elaborar este eco-glitter se recurre a la celulosa como materia prima, principalmente de árboles de eucalipto sostenibles que no han sido modificados genéticamente. En BioGlitz el proceso de elaboración consiste en transformar esa celulosa en una especie de plástico de origen vegetal que se cubre con 0,1% de aluminio y pigmentos cosméticos. Su fórmula es biodegradable, compostable y libre de ser testado en animales.

Flocus. Esta fibra tiene su origen en uno de los árboles más emblemáticos de la región latinoamericana, la Ceiba. Los frutos de este árbol contienen una densa masa de fibras que puede ser transformada en hilo. Produce hilados naturales, rellenos y telas hechas con esta fibra. Este árbol se puede cultivar en suelos áridos sin el uso de pesticidas e insecticidas, por lo que se convierte en una alternativa altamente sostenible.

Frumat, material que deriva de la pectina de la manzana, un producto de desecho industrial que se puede utilizar para crear materiales sostenibles totalmente compostables. Tras el proceso de elaboración y de tratamiento se obtiene un componente similar al cuero.

Good on You. Se trata de una app que ayuda a elegir prendas y complementos cuyo proceso de elaboración sea respetuoso con las personas, los animales y el planeta. Más de 1000 marcas son evaluadas en base al impacto social y ético que tienen en sus trabajadores, en criterios de desecho y extracción, además de contar el uso de cuero, pieles y lana de animales, y siguiendo un baremo del 1 al 5, siendo el 1 la peor puntuación y el 5 la máxima. 

Mango Materials produce bio-poliéster biodegradable cuyas microfibras pueden degradarse en muchos entornos, incluidos los vertederos, las plantas de tratamiento de aguas residuales y los océanos, ayudando a prevenir la contaminación por microfibras.

Orange Fiber, empresa que fabrica tejidos a partir de subproductos cítricos. La fibra de la naranja es un textil que se obtiene extrayendo la celulosa de las fibras que se desechan del prensado y procesamiento industrial de las naranjas. La fibra, a través de técnicas de nanotecnología, también está enriquecida con aceite esencial de cítricos.

Provenance Biofabrics. Los ingenieros que han desarrollado esta iniciativa han concebido un tejido equivalente a la piel obtenido tras programar el ensamblaje molecular automático de las moléculas de colágeno que son la base de la misma piel.

Style Lend. Esta plataforma es conocida como un mercado de alquiler de moda. La inteligencia artificial y el aprendizaje automático se utilizan para unir a los usuarios según el gusto y el estilo. Al alquilar prendas y complementos los consumidores pueden extender el ciclo de vida de los mismos. 

Leave a comment